Jaque mate

Era el dia para que se apretara la liga. El madridismo respiraba optimismo, el partido en Villarreal asustaba al entorno blaugrana y esperanzaba a un Madrid que enfrentándose al Sporting en el Bernabeu eran tres puntos seguros. O eso se pensaba. La realidad después de los dos partidos es que la liga se ha terminado, los cinco puntos se han convertido en ocho y la distancia se presenta como insalvable ante un Barça, que es capaz de ganar en el campo del tercer clasificado sin cinco de sus titulares habituales y que terminó el partido con 5 chavales de menos de 22 años, fiel a su estilo y rematando una liga que los blancos habían puesto en bandeja de oro y brillantes dos horas antes.

Caprichos del destino y de este maravilloso futbol tuvo que ser Preciado y su Sporting el que terminara con el estratosférico récord de nueve años de Mourinho sin perder en casa. Los asturianos hicieron un partido perfecto en lo suyo y el Madrid hechó mucho de menos a jugadores como Alonso, Marcelo o Cristiano. Las bajas no deberían tapar las vergüenzas de un Madrid, que ayer estaba obligado a ganar para presionar a los de Guardiola. Y nunda dio sensación de poder hacerlo. Tuvo opciones a base de empuje y de garra pero sempre se mostró como un equipo triste, escaso de ideas y recurriendo una y otra vez al pelotazo. Tampoco afinó Mou con los cambios. Sustituyó a Granero, dejando a Lass y Khedira en el campo y no se atrevió con los chavales del B. Mal Mourinho y mal el Madrid.

Y el Barça aprovechó el match point. Guardiola, sabiendo el resultado del Madrid, cambió de planes. Dio descanso a Messi y se la jugó con futbolistas como Thiago o Affellay. El equipo se resintió de las bajas y en los primeros cuarenta y cinco minutos sufrió cada puñalada amarilla, pero resitió a base de tener la pelota. En el segundo acto apareció Leo en el campo y cambió la película. Su presencia en el campo le dio otro aire al equipo, que rapidamente se adueño del partido y empezó a llegar con peligro. Seria tras un corner cuando Piqué marcaba y dejaba en jaque a la liga. Victor Valdés salvó los muebles una vez más y el Barça entero se agrupó en el centro del campo tras el pitido final. Celebración de campeón. Jaque mate.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: